jueves, 31 de julio de 2014

Una y otra vez

Hemos de abrir
las puertas del deseo
con un ánimo
que nos debe llevar
donde la emoción
tiene un cierto sentido.

Generemos
las claridades con un gusto
que nos ha de intentar dar
las voluntades
de una sencilla actitud,
que nos ha de dejar
donde somos personas.

Pidamos
con una cautela
que nos señale
la emoción singular.
Nos hemos de presentir
con unos anhelos de amar.

Debemos escribir
con resoplidos
que nos amolden
a los instantes seculares.

Nos amaremos
cuando sea, como sea,
una y otra vez.

Juan T.

Ternura diáfana

Nos metemos en ese universo que nos propone mejoras, tránsitos, modificaciones, transformaciones para dar con los linajes más profundos.

Nos liberamos con mensajes que nos advierten hacia dónde podemos marchar. Nos agasajamos con miradas de complicidad.

Hemos aplicado las normativas que nos aclaman como lo que somos. Nos introducimos en la existencia misma. Nos convencemos.

Nos acomodamos entre mensajes que nos resuelven algunas cuestiones de amor. Nos hemos de dejar para ir y regresar con subjetividades cariñosas.

Supongamos y expresemos los elementos más suaves. Nos tendremos que dar la ternura diáfana. Hemos abierto todas las puertas.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Consideremos

Nos rescatamos.

...

Miremos.

...

Nos solucionamos la vida.

...

Eres.

...

Nos arreglamos.

...

Consideremos.

Juan T.

Hemos conocido

Consultamos las voluntades.

...

Nos rescatamos de nuevo.

...

Somos porque sí.

...

Nos damos genialidades.

...

Nos hemos de provocar ansias.

...

No podremos esperar.

...

La existencia es plana.

...

Nos comentamos.

...

Hemos conocido.

Juan T.

Importamos

Nos insertamos en el mejor plan.

...

Somos porque sí.

...

Nos declaramos con cariño.

...

Sepamos por qué sí.

...

Nos hablamos de estar.

...

Importamos.

Juan T.

Con amor

Agarramos los buenos deseos.

...

Somos porque sí.

...

Nos numeramos.

...

Nos pedimos permisos.

...

Ya estamos donde debemos.

...

Nos presentamos con amor.

Juan T.

Ya es

Comentamos.

...

Hemos pasado un buen día.

...

Recibimos.

...

Nos acoplamos.

...

Iremos.

...

Nos damos lo mejor.

...

Ya es.

Juan T.

Con bondad

Comencemos.

...

Nos inclinamos hacia el lado ideal.

...

Nos proponemos seguir.

...

Acudimos.

...

Nos presentamos con bondad.

Juan T.

Al paso deseado

Nos queremos.

...

Sonríe.

...

Hemos dado mucho.

...

Nos agotamos un tanto.

...

Nos adelantamos.

...

Vamos al paso deseado.

Juan T.

Amistad

Nos venimos.

...

Nos convocamos.

...

Razonamos.

...

Generamos emotividad.

...

Nos insertamos en lo negociable.

...

Nos deseamos amistad.

Juan T.

miércoles, 30 de julio de 2014

Contemplamos el amor

Nos comunicamos.

...

Hemos hallado motivos para amar.

...

Nos fijamos.

...

Nos rescatan.

...

Contemplamos el amor.

Juan T.

Sin partidas previas

Vertemos los elementos que nos permiten acudir a la llamada de una ilusión que nos pronostica qué hacer. Podemos vivir. Somos todo.

Las causas que nos consuelan nos llevan a la existencia eterna. Superaremos el vacío. Las conclusiones nos reclaman opciones.

Hemos apuntado todo lo alto que podíamos, y hemos reclamado instancias de pasiones comprensibles. Nos hemos brindado mucho.

Nos actualizamos con pequeñas caricias que nos proponen cambiar de lugar. Vamos, siempre vamos. Nos hemos consolidado.

Abundamos en los negociados que nos proponen amar por encima de todo. Nos dedicamos a ganar sin partidas previas.

Juan TOMÁS FRUTOS.

¡Por fin nos hallamos!

Comenzamos
sin concluir, siguiendo el rastro
de un ciclo
que nos propone aclarar
algunos conceptos.

Curioseamos
por los destinos
que consideramos universales
y nos subimos
al barco del amor
con una funcionalidad
que nos invita
a seguir hasta el mismo inicio,
que nos consulta
con pacientes escuchas.

Medimos los esfuerzos
en un nuevo cuadro
que regala diálogos
con los que aumentar
el anhelo de vivir.

Desciframos el presente
y nos vamos
hasta ese momento
que es salida amorosa
con justificaciones sin papeles.

¡Nos hallamos por fin!

Juan T.

Día a día

Pidamos.

...

Nos hemos de llamar.

...

Consolidemos.

...

Hemos de aclararnos.

...

Nos dibujamos.

...

Construimos el día a día.

Juan T.

Nos despertamos

Construyamos la vida.

...

Nos rodeamos de amor.

...

Eres, somos.

...

Nos consultamos con normas calladas.

...

Nos quitamos el sueño.

...

Nos damos mucho.

...

Eres más de lo que pienso.

...

Nos despertamos.

Juan T.

Arreglos

Tenemos.

...

Todo aparece cuando debe.

...

Nos maravillamos.

...

Nos asomamos al deseo.

...

Invocamos el deseo.

...

Nos ganamos.

...

Hemos aplicado arreglos.

Juan T.

Nos comprendemos

Sostengamos el universo.

...

Hemos de crecer.

...

Nos consultamos experiencias.

...

Consigamos todo.

...

Ya te estimo. Lo entiendo. Nos comprendemos.

Juan T.

Nos vemos

Nos diremos.

...

Hemos acudido.

...

Ya es.

...

Nos comentamos.

...

Ya nos vemos.

Juan T.

martes, 29 de julio de 2014

Cimientos de alegría

Miramos con soltura, y somos en esa noche que nos alimenta con garras de amor. Nos tocamos con elementos que nos sugieren llegar donde deben. Hemos dado con la voluntad misma. Nos recuperamos. Las noches no son tales.

Lo que fue nos distrae con una secuencia medio básica, autóctona, generosa. Hemos importado mucho. La existencia nos detiene con reglas de oro que nos transformarán. Hemos sido en el afán de amar. Nos destacamos mucho.

No todo aparece cuando decimos, pero lo esencial es que va llegando. Nos influenciamos. Hemos aparecido cuando debíamos estar. Nos colmamos de paciencia.

Tendremos que ubicarnos donde sea preciso, con lo que sea menester, procurando avances sustanciales. Nos generaremos emotividad. Ya es otra vez. Nos consultamos lo mejor.

Las versiones de antaño nos hacen rodar con sumas que nos proponen clemencias con las que incrementar el anhelo de vivir. Somos en el trayecto básico. Nos subrayamos con cimientos de alegría. Nos acariciamos.

Juan TOMÁS FRUTOS. 

Perfecta estima

Tomamos la vida
por ese punto
que nos aclara
hacia dónde marchar
cuando las travesías
son diáfanas, sueltas,
suculentas incluso.

Hemos implementado
las voluntades que nos dieron
una real caricia
de principio a fin.

Nos hemos tocado,
y sentimos que estamos
en ese umbral de la batalla,
importando caricias
que multiplicamos a la enésima potencia.

Nos preparamos
con tentativas que resumen
qué es lo que podemos realizar.
Hemos sido testigos
del mejor tiempo,
el compartido con roces
que nos hacen creer en la estima perfecta.

Juan T.

Nos amamos

Nos arrancamos con pasiones libres.

...

Nos destacamos mucho.

...

Somos con preferencias y fines.

...

Lo clave sigue.

...

Eres para mí.

...

Nos destacamos en el fondo y en la forma.

...

Nos subrayamos con claridad.

...

Nos daremos un sí de creencia en uno mismo.

...

Nos amamos.

Juan T.

Como debemos

Ponemos vida.

...

Nos agasajamos.

...

Nos damos lo primero.

...

Nos alzamos con voces de amor.

...

Prestamos querencias.

...

Nos debemos para estar.

...

Nos frecuentamos.

...

Hemos sugerido vueltas.

...

Ya es otra vez.

...

Nos presentamos como debemos.

Juan T.

Aclaramos mucho

Nos preparamos.

...

Somos para siempre.

...

Nos amaremos.

...

Tendremos un poco de todo.

...

Nos insertaremos donde corresponda.

...

Aclaramos mucho.

Juan T.

En lo sencillo

Gestamos mucho.

...

Es.

...

Me soy.

...

Te creo.

...

Hemos supuesto un sí de amor.

...

Nos hemos inclinado por el lado más maravilloso.

...

Tendremos que estar.

...

Nos embarcamos en la vida misma.

...

Eres en lo sencillo.

Juan T.

Ir

Preferimos vivir.

...

Todo aparece cuando debe.

...

Nos amansamos.

...

Hemos sugerido vueltas.

...

Tomemos el todo.

...

Nos las ingeniamos bien.

...

Tendremos que ir.

Juan T.

Anhelos básicos

Curioseamos.

...

Vamos a vernos.

...

Nos continuamos.

...

Dedicamos mucho amor.

...

Nos preparamos en el todo.

...

Nos destacamos con anhelos básicos.

Juan T.

Nos tomaremos

Respondo.

...

Te soy.

...

Voy otra vez, por siempre.

...

Genero un sí.

...

Nos hablamos.

...

Nos tomaremos.

Juan T.

Nos amamos

Sueño.

...

Eres otra vez.

...

Me considero.

...

Voy a ti.

...

Nos arreglamos.

...

Nos vinculamos.

...

Hemos dado.

...

Nos anochece.

...

Nos dedicamos a existir.

...

Generemos gozo.

...

Todo es.

...

Nos amamos.

Juan T.

lunes, 28 de julio de 2014

Vivir

Somos en lo honorable,
prefijando un deseo
que se multiplica.

Vayamos hacia el momento
que nos dictará qué hacer.
Nos entregamos.
Los sueños siguen.
Les haremos caso.

Precisemos un aviso
de consideraciones leales.
Seremos breves,
pero intensos,
en la extensión que nos dirigirá
hasta la sensación más tenue,
la más brillante,
que nos recordará
por dónde tenemos que marchar.

Nos sabremos
con caricias y cariños que son
en el dinamismo que subraya
lo ideal, lo esencial.
Hemos acordado vivir.

Juan T.

Beneficios de conjunto

Nos insertamos en el punto de las monedas calladas. Nos agotamos y nos recuperamos casi al tiempo. Nos suponemos.

Implicamos los caracteres más maravillosos con prudencias que ya no son cautelas. Nos dedicamos a avanzar de verdad. Hay alegría.

Nos hemos de consolidar. La historia vital se compone de criterios silentes. Estamos donde debemos. Nos protegemos.

Hemos de predicar con horas y en segundos de emotividad perenne. Nos tendemos. Aplicamos fórmulas de querencias que contribuyen a creer.

Las circunstancias nos aproximan a la evaluación más constante. Nos aclararemos. Hemos dado todo. Los beneficios han de ser de conjunto.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Llegaremos

Nos llamamos la atención.

...

Nos recreamos.

...

Hemos servido de testigos.

...

Nos damos sensaciones nuevas.

...

Llegaremos.

Juan T.

Un placer

Hablamos de emotividad.

...

Nos singularizamos.

...

Las vivencias son creíbles.

...

Sepamos todo, más.

...

Los elementos nos quitan y nos dan.

...

Es un placer.

Juan T.

Pronósticos

Gestamos caricias.

...

Tendremos que estar en el punto ideal.

...

Vivamos los sellos de antaño.

...

Seremos.

...

Todo sigue en su sitio.

...

Nos pronosticamos.

Juan T.

En la verdad

Nos declaramos.

...

Soñamos.

...

Consolidamos preferencias.

...

Sigamos.

...

Nos contemplamos con querencias.

...

Hemos sido en la verdad.

Juan T.

Unidos

Consolidamos la vida.

...

Nos hemos de preferir.

...

Nos singularizamos.

...

Pidamos habitáculos renovados.

...

Nos unimos.

...

No hay sorpresas.

Juan T.

Miramos

Salimos.

...

Nos volcamos en ser.

...

Ganamos.

...

Nos dejamos transportar.

...

Miramos.

...

Estemos en paz.

Juan T.

domingo, 27 de julio de 2014

Saludos

            Alguien te mira, y te vuelves en ese instante, como diría nuestro querido Arturo Pérez Reverte, transparente. No te ve. Sigue su camino, su vida, sin ti... Tras un cierto desconcierto y puede que hasta un punto de incomodidad, continúas tu senda, demostrando tranquilidad, intentando transmitir que no ha sucedido nada, sobre todo por si alguien “controla” la jugada y advierte el rubor o quizá el ridículo de o por lo acontecido. A veces somos dados a dar demasiada importancia a coyunturas tan pasajeras y nimias como la existencia misma. Hay una tenencia humana a exagerar. Es posible que sea el caso, o también puede tratarse de una real frustración. En el equilibrio, nos recordaba Aristóteles, se ubica la virtud.

            Es claramente desconcertante que una persona con la que has tenido una cierta relación o cercanía te mire y no te contemple. Es como si una suerte (buena o mala, según se conciba) de rayos X atravesaran nuestro cuerpo y no se percibiera su textura, esto es, no existimos, al menos no para la persona en cuestión. Hay fenomenologías que se suceden, pero, como ésta, no las sabemos descifrar.

            Así es. Inexplicablemente a veces alguien que nos conoce, a menudo muy mucho, no nos divisa al pasar a nuestro lado. Hay muchas teorías para “justificar” esa coyuntura: se relacionan con dudas, inseguridades, enfados, desprecios, distanciamientos, cegueras, egoísmos, e intereses variados, así como con pasotismo, ingratitud, maldad, enemistad… Todos son términos que argumentan los porqués de esa ignorancia supina consentida.

            Lo que uno experimenta en esos “desencuentros”, más o menos pausados, soterrados, escondidos, ligeros de equipaje, sucintos, discretos en todo caso, es difícil de expresar con vocablos atinados. El nerviosismo, la desazón, no ayuda: nos rompe un poco más bien. Somos humanos, y no nos complacen estas incongruencias. Tampoco las podemos evitar, ni debemos.

            No obstante, estas desgraciadas situaciones nos enseñan que, sinceramente, no somos ni tan importantes para unos, ni tan decisivos para otros, ni tan dependientes de los demás. Pasa el tiempo, la vida, y pagamos las facturas que cada etapa nos presenta para abonar. Una de ellas es perder, dejar atrás, los amigos que no lo son tanto, que no lo eran, que no son capaces de demostrar su apoyo en los tiempos convulsos que hemos de desmenuzar.

            En paralelo, recibimos, con estos episodios, regalos, auténticos presentes cargados de futuro desde una mejor observación. El que se va de esa guisa, el que nos desprecia, o lo intenta, con su comportamiento, en realidad nos brinda la ocasión de mirar para el lado correcto, que obviamente no es él. No todos están con nosotros, ni es conveniente, y los que no lo están son, en ciertas oportunidades, una sobrecarga que es mejor apartar lo antes posible. En su lugar queda una flor que nos recordará que, pese a todo, la belleza, la hermosura, predomina en la Naturaleza.

Somos relativos

            Además, para perplejidad de lo divino y lo humano, hay veces (no muchas, ciertamente) en que cambia el viento, y acabamos topándonos de nuevo con aquellos que dijeron desconocernos con su comportamiento “kinésico” y “proxémico”. Es entonces cuando las aguas vuelven a su cauce. Mirar, sonreír, y guardar silencio, cuando algunos nos envían efusivos mensajes, como si nada hubiera pasado, es una actitud reconciliadora con lo que aquí describimos.

También es verdad que cabe el olvido y el perdón. En ambos casos, y eso depende de que sepamos elegir a quién damos segundas ocasiones, nos alzamos con un valor que mueve montañas. La coyuntura nos dicta qué realizar. Es aconsejable, para tales supuestos, que estemos preparados con la suficiente intuición: no es cuestión de volver a errar, aunque esto, es decir, equivocarse, es propio de humanos. A lo mejor no es para darle tanta importancia a un saludo. Después de todo, somos demasiado relativos, más de lo que pensamos unos y otros. Ustedes dirán.


Juan TOMÁS FRUTOS. 

Anticipo del amor

Todo va siendo
en ese universo
de olvidos que regresan
al punto inicial,
esto es, cuando aprendimos
de verdad, con iguales caricias
que nos demostraron
cuanto tiene significado.

Todo va ocurriendo
en esa travesía
que propone estancias
con retornos fugaces
a la vida que fue,
que será de nuevo,
en cuanto defendamos el amor
en el que creemos.

Apliquemos las recetas
que nos insisten
con movimientos de paz,
con altura de miradas
que otorgan querencias
distinguibles, visibles,
en las que ponemos el corazón.

Todo va siendo,
y eso es un comienzo,
un cimiento, una realidad
que anticipa el afán y el anhelo
que experimentaremos.

Juan T.

Donde corresponda

Resaltemos cuanto podemos hacer, lo que nos lleva al considerando más hermoso, al más lindo, al que nos propone seguridades con las que ser mejores personas.

No apaguemos las luces que nos encienden con criterios mundanos. Sepamos separarnos con cautelas y gracias de eternidades varias.

Podemos vivir la gran apuesta del anhelo básico. Supongamos con aplicaciones diversas. Resurjamos cada día, con ternura, con entereza, desde el comienzo mismo que es sensación y gratitud.

Dispongamos los milagros con cuartos que serán mitades en las caricias mismas, suaves ellas. Seamos en la intermediación que nos predica con ejemplos gratos.

Posibilitemos el universo que no cansa. Hemos de acudir a lo sencillo desde los hábitos más hermosos. Pongamos todo donde corresponda.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Nos reponemos

Resolvemos más.

...

Nos dedicamos a vivir.

...

Nos hemos generado espacios nuevos.

...

Seamos elegantes.

...

Nos distraemos.

...

Nos hemos movido bien.

...

Nos halagamos.

...

Nos reponemos.

Juan T.

Sernos

Nos respetamos.

...

Cunde el día.

...

Nos creamos.

...

Tendremos que ir.

...

La vida nos regala trasiegos.

...

Vamos a sernos.

Juan T.

Vienes

Gestamos lo mejor.

...

Nos idealizamos.

...

Vayamos a colmarnos.

...

Nos damos buenas sensaciones.

...

Eres lo ideal.

...

Vienes.

Juan T.

Somos en libertad

Nos preparamos con pasión.

...

Somos pureza.

...

Nos seguimos.

...

Mucho es.

...

Nos reforzamos.

...

Todo será.

...

Somos en libertad.

Juan T.

Iguales y diferentes

Nos iremos agotando.

...

Nos ponemos a bromear.

...

Sonríes con un sí.

...

Eres mi gran historia.

...

Nos expresamos.

...

Somos iguales y diferentes.

Juan T.

sábado, 26 de julio de 2014

Nos comportamos

Gestionamos lo que podemos hacer con tratos que nos mantienen vivos. Nos aseguramos cuanto podemos hacer con resortes que nos previenen con gustos y diferencias que nos unen.

No hay desvelos. Nos apoyamos con treguas que respetamos en el presente y en el futuro. Nos dedicaremos a existir en paz.

Hemos proporcionado mejorías, cambios, seguros que nos proponen proyectos con los que adecuarnos a las circunstancias.

Tendremos que sostenernos con empresas de amor. Nos educamos. Desarrollemos lo previo y lo final, y demos con los orígenes del deseo, que podemos fomentar.

Nos cifraremos para reconocernos en lo propio. Juremos pasiones y lealtad. No somos expertos, pero trataremos de aprender. Nos comportamos ya.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Dependencia

Dependemos el uno
del otro, los dos,
a la par, juntando circunstancias,
con complicidades
que sostienen el mundo.

Giramos,
y nos vemos con perspectiva:
no hay rehenes, no hay conflictos.

Podemos en ese afán
que nos marca reglas de concordia.
Ya no hay olvidos.
Nos certificamos
con actos nobles
que nos equilibran.

Nos propiciamos
oraciones que son hechos reales,
que son los que valen
de cara al futuro,
que lo tenemos compartido.

Dependemos el uno
del otro, los dos juntos.
Es genial.
Nos sentimos pletóricos.
Nos influenciamos:
lo cierto es que no nos importa.
Al revés:
Ojalá hubiera sucedido antes.

Juan T.

Rescate

Comentaremos.

...

Nos volcamos.

...

Recuperamos el tono.

...

Es.

...

Nos quedamos en el punto.

...

Eres.

...

Nos rescatamos.

Juan T.

LUZ UNIVERSAL

No hay miedo, no puede haberlo. Todo cabe en tu corazón. Logras darme estabilidad. Seguimos sin compromisos, sin peligro, con proporciones que nos permiten grados y comodidad. Eres disposición.

Me veo en tierra firme, incluso en la tormenta más dura en el océano infinito de un universo rodeado de crisis. Me llevas entre algodones. Eres maravillosa.

Miro, te miro, y me relajo. Hemos disfrutado mucho. Nos queda más. Los tiempos ya no tienen fronteras. Los túneles parecen más cortos, más sencillos, más fáciles.

Ya no hay veredas equivocadas. Sencillamente nos encontramos con opciones, y las tomamos. No tememos los errores, que son humanos. No sufrimos miedo: nos sabemos juntos y eso es garantía de ir hacia delante.  Nos sabemos capaces de rectificar.

Dirijo la vista hacia ti, y, como guía, que lo eres, te tomo. Has transformado mi entorno, mis circunstancias, mi ser, y continúo arreglando las diversas vicisitudes contigo. Sin duda, eres esa luz universal que marca un antes y un después, y, fundamentalmente, me señala que es realizable la felicidad. Nos fugamos. Nos logramos.


Juan TOMÁS FRUTOS. 

Mi solución

Participamos.

...

Nos añoramos.

...

Conmemoramos lo mejor.

...

Nos necesitamos.

...

Enfrentamos lo mejor.

...

Nos aliamos.

...

Pensamos en estar.

...

Eres mi solución.

Juan T.

Abrimos plazos

Todo va ligero.

...

Gestamos emotividad.

...

Nos comenzamos.

...

Nos consolidamos.

...

Hemos agrietado la vida, pero todo se va arreglando.

...

Nos unimos.

...

Nos juramos eternidad.

...

Hemos abierto los plazos.

Juan T.

Estamos

Naces.

...

Nos conseguimos.

...

Hemos transformado la realidad.

...

Nos hemos servido de buenos testimonios.

...

Hemos ganado adeptos.

...

Nos regulamos.

...

Todo podrá ser. Estamos.

Juan T.

Atendemos todo

Nos consideramos con mucho tino y amor.

...

Hemos dado con las razones.

...

Nos sugerimos. Estamos.

...

Nos consultamos.

...

Demos el sí que nos otorga beneficios singulares.

...

Nos reforzamos.

...

Tendremos que estar.

...

Nos escuchamos.

...

Atendemos todo.

Juan T.

En el punto

Tardamos, pero llegamos.

...

Nos comenzamos.

...

Figura todo.

...

Construyes.

...

Iremos a vernos.

...

Cultivamos un poco de todo.

...

Nos ahorramos elementos claros.

...

Somos en el punto.

Juan T.

viernes, 25 de julio de 2014

Tratemos de conectar

Vivamos
ese amor que nos exprime
y expresa
cuanto fue diversión
y conformidad para ser felices.

No esperemos
en ese lado que alimenta
la confusión
y vayamos con ternura y firmeza
a los gozos de las caricias
en las que creemos.

Regresemos
a las virtudes que nos declaran
amigos de verdad
en expresiones perfectas.

Hermoseemos en instantes
que nos prevengan
desde la emoción singular
y sincera, con fuerza.

Conservemos lo que nos dignifica
y nos hace implicarnos
con valores de comunión absoluta.

Tratemos de conectar.

Juan T.

No quedemos en la nada

Configuramos la razón con una causa que nos llega con versiones originales. Nos hemos de subrayar la conclusión que nos anima a conseguir lo relevante.

Nos debemos enganchar a la vida misma. Nos invitaremos a consolidar lo que poseemos, que es importante si sabemos ver lo que constituye su verdadera arquitectura. Hemos de contemplar lo interior.

Expongamos los criterios y los motivos de las danzas que nos transportan hasta donde la ilusión adquiere espacios y fronteras claras y claves.

Nos hemos de suponer con la belleza serena que nos corresponde con preferentes caricias. Nos debemos a los universos más hermosos.

Juremos esos amores sempiternos que nos colocarán donde la existencia adquiere las óptimas dimensiones. No quedemos en la nada, no, no lo hagamos.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Damos

Insistamos en lo obvio.

...

Dispongamos qué realizar.

...

Nos iremos colocando donde corresponda.

...

Construyamos los fines destacados.

...

Nos declaramos en paz.

...

Figuramos muy bien.

...

Nos exponemos al bien.

...

Nos hemos propuesto vivir.

...

Consultamos qué realizar.

...

Damos.

Juan T.

Anhelos esenciales

Me encantas.

...

Nos hacemos caso.

...

Nos veremos.

...

Cada vez que sucede es.

...

Hemos consultado qué hacer.

...

Soñamos con causas.

...

Nos deseamos amor.

...

Nos queremos de verdad.

...

Todo aparece con anhelos esenciales.

Juan T.

Nuevo modelo

Ya estoy.

...

Continúo.

...

Nos exponemos a vivir.

...

Grandes señales vienen.

...

Te creo de verdad.

...

Nos hemos subrayado la vida.

...

Tendremos más que compartir.

...

Me avisas.

...

Nos insertamos en el nuevo modelo.

Juan T.

Caricias señeras

Respondo y soy.

...

Por ti más.

...

Nos agarramos al plan perfecto.

...

Nos situamos donde debemos.

...

Generemos explicaciones.

...

Supondremos.

...

Las expresiones siguen con más.

...

Hemos hallado motivaciones.

...

Gestamos señeras caricias.

Juan T.

Iremos

Nos hechizamos.

...

Vamos a vernos.

...

Controlamos.

...

Nos inclinamos.

...

Tendremos que ir.

...

Nos suponemos mucho, y bien.

...

Hemos conversado.

...

Nos tomamos con grandes bondades.

...

Iremos.

Juan T.

Nos tendremos

Nos daremos cercanías.

...

Podemos en la felicidad.

...

Gustemos con el sí.

...

Vivimos.

...

Hemos tomado garantías.

...

Nos recordaremos.

...

Nos llamaremos.

...

Nos tendremos.

Juan T.

jueves, 24 de julio de 2014

Nos pertenece el futuro

Avanzamos por pronósticos que nos plantean regresos a los itinerarios más hermosos, que nos llaman con motivos dobles. Nos hemos de entregar a lo más hermoso, a lo que nos quiere como somos.

Hemos de pregonar los acentos con alimentos que nos liberen de principio a fin. Nos comprometemos con el mundo. Somos en el gran universo.

Nos hemos de aderezar con los registros de unas bases hermosas. No vivamos obligaciones extrañas. Nos debemos a lo mejor.

Sanemos en cuanto podamos, como podamos, dándonos lo realista, lo más lindo, las eficiencias que comprobamos con jovialidades eternas. Hemos añadido al mundo lo que somos.

Hemos de procurar estar donde debemos. Seremos muy dichosos. Nos dedicaremos a apostar fuerte. El futuro nos pertenece. Las actividades nos permiten sumar.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Lo que sea menester para la dicha

Reformas mi ser
con intenciones que saben
a gloria,
que llegan a entender
cuanto tuvo razones
para amar y ser amado,
no siempre perfiladas
al compás del gusto universal.

Nos complacemos
desde la experiencia preciosa
de la vida compartida.
Nos deseamos todo.

Superamos las noches
con esas gratitudes
que nos eternizan
en las voluntades mismas.

Tenemos mucho juego
por delante, para ser
lo que anhelamos,
para avanzar sin prisa.

Todo ha aparecido
cuando debía y en su justa medida.
Pongamos lo que sea menester
para ser dichosos.
Podemos, y debemos.

Juan T.


Nos asomamos al presente

No aceptemos el temor.

...

Nos debemos inmiscuir con gracias de consideración real.

...

Nos fundimos con los objetivos básicos.

...

Volvemos, y somos.

...

Pidamos.

...

Todo es cuando debe.

...

Construyes.

...

Nos asomamos al presente.

Juan T.

Nos consolamos

Venimos para ser.

...

Nos conformamos con la mejor realidad.

...

Diseñamos la emoción.

...

Te creo.

...

Hemos dado con lo ideal.

...

Nos reservamos.

...

Vamos a sernos.

...

Nos consolamos.

Juan T.

En otra ronda

Tenemos que contarnos todo.

...

Nos invitamos a estar.

...

Nos soñaremos en otro regazo.

...

Miremos.

...

Las previsiones son buenas.

...

Nos regalamos gratitud.

...

Consultemos.

...

Aceptamos la vida.

...

Nos insertamos en otra ronda.

Juan T.

Sonríe

Nos preferimos.

...

Hemos dado todo.

...

Nos soñamos.

...

Miramos.

...

Hemos enseñado a vivir.

...

Nos hemos sentido preñados de esperanza.

...

Hemos dado todo.

...

Sonríe.

Juan T.

Ya es

Nos rescatamos.

...

Nos preferimos.

...

Gustamos.

...

Nos hemos de mirar.

...

Suscitas todo.

...

Ya es.

Juan T.

miércoles, 23 de julio de 2014

Virtudes

Nos quedamos.

...

Medimos.

...

Es.

...

Nos hemos rastreado.

...

Nos dirigimos.

...

Los elementos esenciales continúan.

...

Buscamos.

...

Hemos hallado virtudes.

Juan T.

Ser felices

Nos debemos elegir con toda la conformidad posible. Hagamos caso a los corazones que nos llevan sin sombras y sin dudas a las facilidades más queridas. Nos hemos de conocer.

Los elementos que consideramos básicos han de servir de distracción en positivo. Nos hemos de comunicar con las gentes que nos aclaran algunos conceptos, que consideraremos básicos.

Pongamos los deseos en el punto ideal. La existencia está repleta de opciones. Construyamos. Hemos sido, y seguro que volveremos.

Las aventuras necesitan buenos protagonistas. Lo somos estando juntos. Posibilitemos las astucias de días pasados. Creeremos.

Vayamos a conocernos. Nos debemos dar ese linaje que nos provoca en positivo. Nos tendremos para ser felices. Juntos es todo mejor.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Más incluso

Nos identificamos
con esos recuerdos
que andan en pos de una amistad
que declara
qué hacer y cómo.

Nos debemos elegir
con fortunas que son.
Nos trasladamos
con colaboraciones que son.
Hemos afrontado
las virtudes con recreos
que surgen, que aparecen
con impresiones nítidas.
Nos aclaramos con amor.

Llegaremos para dar
con los motivos del cariño,
al que no tendremos miedo.
Nos pensamos más y más,
y más incluso.
Nos acariciamos,
y todo comienza como debe.
El final queda abierto.

Juan T.

Hemos anotado

Vemos.

...

Hemos pedido estancias.

...

Renovamos.

...

Queremos ser en la noche.

...

Todo sigue.

...

Hemos anotado.

Juan T.

Locuras

Estamos donde debemos.

...

Juntemos las piezas.

...

Nos vamos a contar todo.

...

Los símbolos siguen.

...

Nos damos locuras.

Juan T.

Iremos

Sigamos.

...

Nos hemos sentido entre amores.

...

Vayamos.

...

Somos porque sí.

...

Nos presentamos.

...

Iremos.

Juan T.

Nos comentamos más

Apareces a mi lado.

...

Nos engatusamos.

...

Hemos dirigido la mirada.

...

Nos destacamos ansias.

...

Hemos aplicado serenidades.

...

Nos comentamos más.

Juan T.

Ser

Hemos platicado.

...

Nos pedimos todo.

...

Nos hemos colocado.

...

Preferimos.

...

Nos dedicamos a ser.

Juan T.

Estamos

Contamos.

...

Nos bajamos el deseo plano.

...

Nos hemos señalado amores.

...

Nos tendremos.

...

Nos experimentamos.

...

Hemos sugerido, y estamos.

Juan T.

martes, 22 de julio de 2014

Escuchamos

Me devuelves a mí mismo.

...

Me sugieres en ese todo que es.

...

Nos llamamos con besos y versos.

...

Cuaja.

...

Hemos llamado con atenciones variadas.

...

Nos escuchamos.

Juan T.

Consideraciones de amor

Aspiremos con recuerdos que nos han de presentar los objetivos con claridades que están donde quieren. Nos supondremos con realidades.

Rastreamos por el deseo que nos aplica soluciones. Nos beneficiamos del anhelo esencial que nos predica con modelos que son diáfanos.

Nos hemos de otorgar beneficios sin vacilaciones. Nos presentaremos con reformas que nos sanarán. Hemos indicado los motivos más abundantes.

Concluyamos comenzando con ese idealismo que nos hace conocer lo que sucede. Entendamos en las reuniones que nos distraen con cuentas de amor.

No hemos esperado. Seamos. Los sellos funcionan. Las vidas nos hacen mezclar las sales de unas consideraciones que son. Amemos.

Juan TOMÁS FRUTOS.

El cariño que mejora

Bajemos
con los honores
que son en la misma noche
que anticipa
los instantes más queridos.

Nos hemos de suponer
con unas gratas caricias
que nos prevengan
con sus insistentes dichas.

Nos repartiremos
con ganas de amar.
Nos construimos
con ese mimo que avanza.
Hemos importado
los criterios del buen hacer.
Desde los sentimientos puros
somos capaces,
muy capaces,
y nos alegramos
en comandita, solidariamente.

Eres el cariño
que propone y mejora.
Ya estamos.

Juan T.

Deseo máximo

Miremos con deseos de amor.

...

Nos hemos enseñado.

...

Aprendemos.

...

Las sugerencias son plenas.

...

Estemos entre recuerdos no planos.

...

Lo que fue simpático será.

...

Nos debemos en el deseo máximo.

Juan T.

Lo que podemos

Demos con la conciencia.

...

Nos tendremos que dar el todo que nos alimenta.

...

Construyamos. La vida es todo.

...

No olvidamos.

...

Nos hemos presentado con deseos sin nomenclaturas.

...

Hablemos de lo que podemos.

Juan T.

Contigo

Consolidamos el todo.

...

Nos hemos enseñado.

...

Amemos.

...

Nos suponemos con todos los recuerdos.

...

Apliquemos lo más sabio.

...

Lo ideal viene contigo.

Juan T.

Más

Vamos a asimilar.

...

Nos congratulamos.

...

Podemos asumir que sí.

...

Rescatemos el bien.

...

Aflora lo mejor.

...

Nos hemos de situar en el punto.

...

Construimos más.

Juan T.

Lo bueno es

Nos imponemos fines que nos harán sanar.

...

Reforzamos claridades.

...

Nos proponemos estar.

...

Nos insistimos.

...

Hemos dado todo. Lo bueno es.

Juan T.

Pidamos

Nos hemos comentado.

...

Nos flexibilizamos.

...

Avanzamos.

...

Nos recordamos.

...

Presentamos anhelos.

...

Pidamos.

Juan T.

lunes, 21 de julio de 2014

Bailamos con el amor

Comenzamos,
y somos entre éxitos
que están donde deben,
y seguimos,
y soñamos.
Es la vida.

Nos conocemos
con formas que están
en el punto ideal.
Nos iniciamos
con carreras claras.
La voluntad nos socorre.

Preferimos estar
en el anhelo básico.
Nos damos toda la fuerza
medio posible, con verosimilitud.

Bailamos con el amor.
Los frutos son excelentes.

Juan T.

Nos liberamos

Curioseamos por la vida.

...

Nos intentamos dejar llevar.

...

Nos buscamos.

...

Hemos dado con anhelos.

...

Nos reforzamos.

...

Nos liberamos.

Juan T.

El mejor turno

Eres mi gran amor.

...

Nos suena la emoción misma de la vida.

...

Nos ubicamos en el mejor lugar.

...

Las señales son claras.

...

Hemos elevado el fin.

...

Nos controlamos.

...

Estemos listos para ser.

...

Nos llamaremos la atención.

...

Hemos de consultarnos.

...

Arrancamos.

...

Nos damos el mejor turno.

Juan T.

En el quehacer

Respondamos.

...

Nos incluimos donde debemos.

...

Vayamos a saludar a los corazones.

...

Nos podemos imprimir todo.

...

Generemos mejorías.

...

Nos incrustamos en el quehacer.

Juan T.

Vivir

Mimemos el destino que nos adelanta, que nos acelera, que nos propone ganancias con cursos de proyectos únicos. Nos debemos al universo claro.

No hemos dado con las secuencias de antaño, que son en la noche de varios tiempos que expresan voluntades que nos proponen seguir hacia el mismo inicio que es razón con sorprendentes dichas.

Hemos sugerido un amor que ahora nos atrae con reformas que aclaran el todo, el afán máximo. Nos hemos de quedar. Nos abrazaremos.

Las relaciones son perfectas. Nos aclamamos con reformas sugerentes que nos conducen al amor mismo. Nos hallamos.

Hemos de consolidar los aspectos básicos que nos previenen con unas caricias cargadas de buenas vibraciones. Vayamos para vivir.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Dos deseos

Respondo
ante los dioses,
que me ofrecen
un poco de pasión,
así como el deseo,
la vida, ese todo
que me alimenta
y me hace sentirme vivo.

Contesto a tu ser,
y me entrego
a la previsión misma,
que acerca paciencias
y distingos con creencias
en uno mismo.

Planteas un deseo
que seguro que son dos.
El amor nos regala
instantes perfectos.

Juan T.

Distinguir, hablar

Nos conversamos.

...

Pedimos más.

...

Lo que fue sigue.

...

Nos reformamos.

...

Hemos distinguido.

...

Hemos de hablar.

Juan T.

Anhelos

Todo aparece cuando debe.

...

Nos enganchamos.

...

El deseo surge.

...

Ya es.

...

Nos tocamos.

...

Hay fondo.

...

Nos declaramos entre virtudes.

...

Los anhelos figuran bien.

Juan T.

Lo hallamos

Me encanta tu generosidad.

...

Nos recibimos con amor, con mucho.

...

Hemos descollado.

...

Nos entregamos a la mejor causa.

...

Nos conocemos.

...

Nos avisamos.

...

Estamos para ser.

...

Las causas son buenas.

...

Hallamos el todo.

Juan T.

Virtudes ideales

La vida nos dicta lo mejor.

...

Nos hemos superado.

...

Las directrices son buenas.

...

Nos alzamos sin compromisos.

...

Hemos dado con lo ideal.

...

Hallamos.

...

Nos convertimos.

...

Hemos serenado todo.

...

Las virtudes son ideales.

Juan T.

Nos defendemos

Reformamos.

...

Nos hallamos.

...

Pensamos.

...

Nos escuchamos con todo el amor posible.

...

Hemos dado con las voluntades divinas.

...

Acertamos.

...

Nos prevenimos.

...

Consultemos qué ser.

...

Nos defendemos.

...

Juan T.

Totales

Nos ponemos a razonar.

...

Nos importamos mucho.

...

Seamos. La novedad nos pertenece.

...

Nos juramos eternidad.

...

Nos tomamos muy en serio.

...

Nos ponemos a aletear hasta nuestro destino.

...

Pidamos estar.

...

Nos ponemos a negociar.

...

Las empatías son totales.

Juan T.

domingo, 20 de julio de 2014

Sueñas

Miro en tu rostro.

...

Nos miramos.

...

Asomamos al puro deseo.

...

Nos vamos aclarando.

...

Nos sentamos para disfrutarnos.

...

Hemos sido.

...

Damos más que todo.

...

Sueñas.

Juan T.

Por las sendas del nuevo día

Siempre he dicho que pocas luces se captan en el mundo como la que percibimos en la Región de Murcia. Lo que ocurre es que no siempre caemos en la cuenta de su belleza. Supongo que las circunstancias nos hacen ver, o no ver, cuanto tenemos delante. El descanso, como el tiempo, regala perspectiva. Es el caso.

Admiro la belleza de un nuevo día. Estoy vivo, y lo sé. La gratitud, a quien sea, como sea, se ha de trasladar. La existencia, con todas sus contradicciones y caídas, es hermosa. Tenemos la suerte de la intelectualidad, de comprender lo abstracto, y ello hace que la imaginación viaje por lo que es, por lo que fue, hasta por lo venidero.

Además, reconozcamos que no estamos solos, que tenemos más amigos de los que pensamos, que confiamos en ellos, aunque nos cueste dar con las claves del día a día. Lo sencillo es complejo, y lo complicado, más simple de lo que a menudo se nos antoja. Lo importante es seguir para darnos otra oportunidad, a la que tenemos derecho en las ansias de felicidad que nos inundan.

Mantener el equilibrio es esencial, y, si lo perdemos, conviene que sepamos las sendas de nuestro interior. Poco a poco. Comenzamos la jornada. Besos y abrazos para todos.

Juan T.

Nos alegramos

Me consientes,
y eres entre remedios
que nos portan
hasta el mismo inicio bondadoso
que nos llama
con recuerdos gratos.

Nos consentimos
con premisas que son
y casi están
con voluntades que aparecen
en el plan mismo
que nos devuelve
a los sones mágicos.

Hemos aprobado
los deseos de antaño
con recuerdos que anticipan
los instantes más queridos.
Nos soltamos
con insistentes dichas
que nos previenen
y están en el punto ideal.
Amamos de verdad:
¡Qué dicha!

Nos enamoramos
con soluciones volubles.
Nos estimamos.
Nos deseamos suerte,
y hacemos lo posible
para que nos acompañe.

Nos alegramos.

Juan T.

Agradecimientos

Cantemos a y con la Luna, y seamos entre destellos que nos han de prolongar la mejor existencia, completa cuando los seres humanos están juntos.

Tomemos las razones por los brazos que se arman de valor, y sepamos y sellemos los más hermosos motivos, que los tenemos para amar. Nos dejaremos portar por los destellos de una claridad destacable. Hemos superados los grados.

Las mansas caricias nos han de conducir por los vericuetos de unas señales de silentes respuestas, que todo lo dan con avances preclaros.

Nos hemos de imaginar entre seguridades que nos provocan realezas, mejorías, un poco de todo, y de todo bueno.

Nos declaramos únicos, excepcionales, superadores de la realidad con unos "distingos" que nos aplauden con reservas que están donde quieren y como desean. Nos programamos, y vemos lo mejor. Es cuestión de repartir agradecimientos.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Convención

Nos pedimos estancias renovadas.

...

Nos dejamos llevar hasta el mismo inicio, que no es fin.

...

Nos congratulamos.

...

Somos en la esfera máxima.

...

Nos dejamos transportar.

...

La vida es deseo.

...

Ya no hay freno.

...

Comulgamos.

...

Estamos en plena convención.

Juan T.

Nos desgranamos

Comprobamos.

...

Nos decimos que es el momento.

...

Nos pedimos.

...

Salimos hacia el mar.

...

Nos damos el sí.

...

Consolamos los buenos planos.

...

Nos preferimos.

...

Todo sigue.

...

Nos desgranamos con recuerdos que son.

Juan T.

Experimentamos

Nos hemos de dar todo.

...

Los sueños son.

...

Vivimos entre sugerencias.

...

Nos comunicamos estancias no estanco.

...

Nos embarcamos entre suplencias que son.

...

Nos proponemos progresos.

...

Nos hemos dado todo todo.

...

Nos sacamos lo mejor.

...

Experimentamos.

Juan T.

Momentos bondadosos

Nos organizamos.

...

Vamos a estar.

...

Nos ennoblecemos con un beso.

...

Nos aseguramos con toda la emoción.

...

Lo sencillo llega.

...

Vamos a contar.

...

Los deseos nos aclaran dónde estar.

...

Funciona la vida.

...

Los momentos son bondadosos.

Juan T.

Nos centramos

Figuramos entre fines claros.

...

Nos adecuamos.

...

Preferimos bienestar.

...

Nos hemos destacado estancias reales.

...

Nos tendremos que dar todo.

...

Nos orientamos.

...

Hemos parecido.

...

Nos seguimos.

...

Nos centramos.

Juan T.

Nos deseamos

Nos sabemos.

...

Pidamos estancias entre claridades.

...

Superemos el deseo.

...

Puede ser.

...

Demos la vuelta.

...

Nos generamos personas.

...

Nos plasmamos con amor.

...

Nos deseamos.

Juan T.

sábado, 19 de julio de 2014

Recomenzar

Nos debemos a ese contexto que nos arregla los corazones con miradas que nos dirigen hasta la misma eternidad del amor, que nos sana.

Nos reponemos con secuencias que son luchas en el plan más ligero, que nos añade, que es, que nos invita a la circunstancia más leal.

Hemos de dar con los arreglos que nos proponen vestirnos de buenas ideas. Secuenciaremos esos órdenes que nos plantean suposiciones que formalizaremos.

Estemos en la forma real. Nos escribiremos. Somos en la verdad. Nos daremos un sí de amor. Nos colocaremos en el punto ideal. Nos pondremos en marcha.

Nos hemos de agarrar a los deseos. Nos mostraremos con claves que apetecerán en el universo idealista. Nos concluimos para recomenzar.

Juan TOMÁS FRUTOS. 

Cuestión de actuar

Reposamos
con los guerreros de la paz
que creen en el amor
como el mejor experimento.

Nos subimos al desván
del deseo
y lo compartimos todo.

Somos buenos
en el plan que nos recoge
con versiones idealistas.

Hemos figurado los primeros:
lo somos en el tránsito
hacia todo y nada.

No es un juego:
es la imagen de la vida,
que nos entronca
con el amor mismo,
que es lo más importante.

Lo fantástico es relativo,
siempre lo es.
Lo deseable es que compartamos
desde la consideración
de que todos somos iguales
en derechos y opciones,
aunque todos no podamos aprovecharlas
de manera equitativa.

La existencia es así.
No es cuestión de dar vueltas,
sino de actuar.

Juan T.

El mejor instante

Refrescamos el momento.

...

Nos asomamos al Sol.

...

No vemos lo suficiente.

...

Hemos dado todo.

...

Ya es.

...

Nos movemos hacia el mar.

...

Nos congratulamos.

...

Pedimos ser.

...

Nos agotamos.

...

Vamos hacia el instante mejor.

Juan T.

Nos tumbamos

Gustemos.

...

Los elementos son graciosos.

...

Hemos añadido exportaciones.

...

Nos alegramos.

...

Todo nos conduce al amor.

...

Llamamos al mejor plan.

...

Nos hemos corregido.

...

Nos tumbamos.

Juan T.

Nos preparamos

Me has repuesto.

...

Te soy en la levedad.

...

Me regalas lo mejor del día.

...

Modificamos espacios.

...

Nos asombramos.

...

Me eres.

...

Nos fundimos con la grandeza.

...

Hemos dado todo.

...

Nos preparamos.

Juan T.

Gratitud

Nos queremos.

...

Los vínculos son enormes.

...

Nos hallamos sin culpas.

...

Hemos ganado.

...

Los elementos son sugerentes.

...

Nos nombramos.

...

Pidamos serenar la existencia.

...

Nos hemos sugerido gratitud.

Juan T.

Nos sabemos

Nos miramos. Ahora sí nos vemos.

...

Recordamos lo que fuimos.

...

Llegaremos al mar.

...

Nos hemos conocido.

...

Nos entregamos al mejor plan.

...

Hemos dado todo.

...

Nos sabemos.

Juan T.

Bienvenida

Nos conseguimos.

...

Hemos dedicado experiencias diáfanas.

...

Nos conseguimos.

...

Repartimos expresiones.

...

Nos contentamos.

...

Ya es.

...

Nos amamos.

...

Nos damos la bienvenida.

Juan T.

viernes, 18 de julio de 2014

Nos intuimos

Eres el gran reto.

...

Nos superamos.

...

No hay dificultades.

...

Nos exponemos.

...

Vamos a vivir.

...

Nos conocemos.

...

Hemos hallado motivos.

...

Nos intuimos.

Juan T.

Siempre en paz

Pongamos cara de buenas circunstancias que nos lleven hasta ese cielo que nos alimentará con gracias de eternidad suprema. Nos daremos lo mayúsculo con bonitas flores.

Nos hemos de suponer con implicaciones en un mar de razones y caricias que nos conducirán por los puntos más sugerentes.

Nos importamos con criterios lúcidos. Vayamos a saber las risas de un amor que nos hallará sin sentimientos de culpa.

Contamos con las posturas que se presentan con refrescos de suaves señales que nos indicarán las sendas menos influyentes.

Nos presentamos con ese honor que nos borra las penumbras. Nos haremos mucho caso. Estemos en paz, siempre en paz.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Busquemos en el presente

Nos impresionamos
con fortalecidas caricias
que nos llevan
al mismo mar.

Nos enganchamos
con recuerdos de pasiones
que nos liberan
y nos ubican en la fantasía realizable
de hoy,
así como en la de mañana y pasado.

Nos hemos de encajar
en esa etapa que nos prepara
para vivir
entre océanos apasionados.

Busquemos en el presente.
Todo lo necesario
es nuestro ya.

Juan T.

Nos presentimos

Me cuentas que sí.

...

Nos damos el sí.

...

Hemos propiciado estancias regladas.

...

Estaremos en el mismo punto.

...

Nos proponemos avanzar.

...

Nos presentimos.

Juan T.

Eres

Nos iremos fortaleciendo.

...

Nos llamamos.

...

Pedimos gratas estancias.

...

Nos pensamos.

...

Meditemos. Eres.

Juan T.

Generemos todo

Recontamos.

...

Nos embarcamos en el mejor fin.

...

Tendremos que estar.

...

Nos liberamos.

...

Vayamos.

...

Generemos todo.

Juan T.

Donde sea

Nos encargamos de vivir.

...

Todo va saliendo.

...

Nos fundimos con la razón.

...

Estemos todo lo listos que podamos.

...

Nos aclaramos.

...

Volvemos a vivir.

...

Nos presentamos con recuerdos gratos.

...

Nos iremos donde sea.

Juan T.

Con recuerdos

Generemos mucho.

...

Adelantamos.

...

Nos formamos.

...

Nos damos el sí.

...

Nos proponemos ser.

...

Nos adelantamos con recuerdos.

Juan T.

Gran emoción

Resolvamos la emotividad.

...

Ganamos todo.

...

Sonríes.

...

Eres. Serás.

...

Nos convencemos de la gran emoción.

Juan T.

jueves, 17 de julio de 2014

Gracias queridas

Nos tenemos que ir.

...

Nos reformamos.

...

Expresas mi ser.

...

Nos apropiamos ya del anhelo esencial.

...

Hemos devuelto la vida a la vida.

...

Nos consolamos con gracias queridas.

Juan T.

Los mejores pasos

Nos miramos con la misma premisa. Nos gustamos. Hemos de demostrar que podemos estar muy en forma. Nos sonreímos. Hemos congregado lo más hermoso en estancias nuevas.

Nos exponemos con sugerencias inclinadas. Nos conseguimos. Hemos suscitado preferencias. Nos haremos caso.

Nos normalizamos. Hemos señalado varios motivos. Nos ingresamos en ese mundo que nos conmueve. Nos hemos de acelerar con preferencias y estimaciones que surten los efectos más claros.

Nos hemos de preparar para estar. Nos adecuamos. Todo llega. Nos apreciamos. Nos daremos grandes causas.

Nos implicaremos. Las valentías han de sumar en el trayecto más bello. Nos consolidaremos. Hemos de adecuar los mejores pasos.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Ocasiones

Te necesito
con una cierta locura,
con ansias de libertad,
desde la destreza
de un universo
que compartimos.

Te admiro
con la nota más alta,
con la regla que funciona,
con la urgencia que nos regala
instantes de pasión.

Nos vivimos en la urgencia
que nos traslada
hacia el bien.

Todo está lleno
de ocasiones no fragmentadas.
Nos buscaremos
en el territorio más amplio.

Juan T.


Plano mayor

Nos regalamos buenas raíces.

...

Profundizamos.

...

Nos declaramos amigos.

...

Nos veremos otra vez.

...

Nos damos generosidad.

...

Nos vehiculamos.

...

Nos lanzamos al plano mayor.

...

Nos iremos dando todo.

Juan T.

Hemos sugerido ser

Las estancias reclaman ser.

...

Nos agasajamos con recuerdos excelentes.

...

Nos sabemos en el instante mayor.

...

Tocamos vida.

...

Nos introducimos en la existencia clave.

...

Hemos sugerido ser.

Juan T.

Pidamos ser

Vivimos la amabilidad del momento.

...

Nos anochece.

...

Hemos sugerido querencias.

...

Ya nos vemos.

...

Todo aparece.

...

Nos construimos.

...

Pidamos ser.

Juan T.

Estimemos

Gestemos mucho.

...

Nos hablaremos.

...

Hemos supuesto el todo.

...

Nos suena.

...

Hemos analizado el amor.

...

Sepamos. Estimemos.

Juan T.

Apareces

Todo surge.

...

Eres en mi amor.

...

Nos hacemos llegar.

...

Nos hemos dado mucho.

...

Generas lo más hermoso.

...

Apareces.

Juan T.

Nos asemejamos

Nos hacemos falta.

...

Ya es.

...

Nos hemos enganchado a la vida.

...

Presentimos.

...

Nos asemejamos.

Juan T.

Pensamos en ir

Nos damos más.

...

Nos pensamos.

...

Dedicamos emotividad.

...

Vamos.

...

Nos soltamos.

...

Pensamos en ir.

...

Confiamos.

Juan T.

miércoles, 16 de julio de 2014

DIEZ MOTIVOS PARA IR AL FESTIVAL DE CANTE FLAMENCO DE LO FERRO:

-Escuchar buen flamenco.

-Pasar una noche agradable.

-Estar con amigos.

-Aprender de la vida.

-Serenarte.

-Compartir buenos ratos.

-Tomar el fresco y comer buen melón con la mejor música.

-Ver a Sebastián Escudero, famoso en el mundo entero.

-Apoyar este arte.

-Ser feliz.

Escoge el que quieras, y, si es posible, todos.


Demostrar lo que somos

Los motivos son diversos entre negaciones de una realidad que propone mejorías constantes. Hemos consumado los planes más divertidos.

Llegamos a vernos con pasiones que nos ensalzan. Hemos estado donde debemos. Proseguimos. Nos hallamos desde un interior variado.

Nos hemos de dedicar los espacios más sugerentes. Nos hallaremos en los puntos necesarios para la felicidad a la que tenemos derecho.

Nos hemos de suponer con garbo. Nos hemos de imaginar lo mejor. El todo nos alimenta. Nos amaremos mucho, del todo.

Nos agasajamos con recuerdos fuertes. Hemos averiguado quiénes somos, y ahora debemos demostrarlo. Las voluntades son plenas.

Juan TOMÁS FRUTOS.

En el clavo

Funciona la vida
con actividades que están
en el trance mayor
del deseo.

Seguimos hacia el mar
que nos propone cambios
con los que son fines perpetuos.

Hemos dado con la esencia misma,
la del cariño,
desde la emotividad,
y en ella estamos
con recetas suaves y más cuestiones.
Nos ubicamos en el casi.

Nos preñamos de creencias
en lo humano,
y seguimos, siempre seguimos,
porque es nuestra obligación.
Hemos dado en el clavo.

Juan T.

Nos atesoramos

Estaremos más.

...

Nos soñaremos.

...

Tratamos de ser.

...

Nos comentamos serenidades.

...

Hemos abierto el mejor plan.

...

Nos atesoramos.

Juan T.

Nos singularizamos

Aplicamos resoluciones.

...

Nos preparamos.

...

Somos.

...

Nos queremos mucho mucho.

...

Somos en el todo.

...

Presentamos emotividad.

...

Nos singularizamos.

Juan T.

Anhelo consumado

Pedimos amor.

...

Nos consumamos.

...

Hemos dado con el todo.

...

Nos repasamos con elementos nobles.

...

Nos complementamos.

...

Hemos consumado el anhelo.

Juan T.

El mejor plan

Nos encaprichamos.

...

Nos tenemos por siempre.

...

Seremos con un sí.

...

Ya podemos.

...

Nos aseguramos más.

...

Todo llegará.

...

Pidamos lo mejor.

...

Rodamos.

...

Nos subimos al mejor plan.

Juan T.

Sorpresas

Sepamos más y más.

...

Nos sonreímos.

...

Estemos todo lo bien que podamos.

...

Rescatemos el bien.

...

Nos damos sorpresas.

Juan T.

Gestamos todo

Pidamos.

...

Nos damos caricias.

...

Nos preparamos para vivir.

...

Nos sonreímos.

...

Gestamos todo.

Juan T.

martes, 15 de julio de 2014

Depende de nosotros

Señalas los motivos,
y eres entre consejos
que me disputan
un momento
que es tuyo:
lo es por siempre.

El amor nos sonríe
cuando nos mueve
la mejor intención,
que la tenemos dispuesta
para lo que sea menester.

La dicha es el referente:
ya sabemos, sin demora,
que la tenemos al alcance.
De nosotros depende
lo que suceda,
más de lo que pensamos.
Creo que todo será
jovial, hermoso.

Juan T.

Vamos por los detalles

La vida es una sonrisa
con la que nos acercamos
a las pasiones
más liberadoras de nuestros seres,
que se mostrarán queridos,
únicos, en la excepcionalidad.

Nos dispondremos
con acuerdos nobles
que nos llevarán
donde los sentimientos
adquieren nobles ideales.

Vayamos a conocer
lo que nos sucede
entre querencias singulares.
El misterio
nos abre un inmenso camino.
Los detalles los pondremos
con negociaciones mansas.
Vamos por ellos.

Juan T.


De lo mejor

Me realizas.

...

Hemos dado con maestrías.

...

Estemos en paz, todo lo que podamos.

...

Nos asistimos.

...

Pedimos creencias.

...

Nos alimentamos de lo mejor.

...

Estemos donde debemos.

Juan T.

No perder la intensidad del momento

Compones los mejores hechos, y me llevas donde la vida adquiere dimensiones reales, consideradas, singulares.

Sepamos por dónde marchar con todos los intereses posibles. Dispongamos el amor. Nos tenemos en el punto querido.

Corregimos algunas partes de las vidas de antaño, y somos, siempre somos, con gustos que nos conducen hasta ese inicio que es recreo.

Nos hemos enseñado a vivir en la calma que nos instruye. Hemos sido, siempre hemos sido, y hemos venido, como es costumbre, para amar.

Nos intuimos desde la emoción que nos propone ganas de vivir. La intensidad del momento no se puede perder. No debemos.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Muy bien

Registro mi ser.

...

Nos dejamos ir.

...

Volcamos las experiencias.

...

Nos ennoblecemos.

...

Demos con todo.

...

Sepamos ir.

...

Nos conocemos muy bien.

Juan T.

Supones, puedes

Suspiremos.

...

Las crisis se solventan.

...

Mírame.

...

No te apures. Nos invitamos a seguir.

...

Nos soltamos.

...

Eres el mejor territorio.

...

Supones, puedes.

Juan T.

Me provocas lo mejor

Eres sensación.

...

Me anhelas.

...

Me sugieres vueltas.

...

Los regresos nos proponen vivir.

...

Estemos quietos.

...

Nos alcanzaremos.

...

Todo va siendo. Existes.

...

Me provocas lo mejor.

Juan T.

Nueva edición del Rincón de Poesía de Las Palas

La localidad de Las Palas, en Fuente Álamo, volvió a brillar con la luz de la poesía. Una veintena de autores de toda la Región recitaron sus últimas obras en el colegio San Pedro de esta población. Se trató de una nueva edición, la XXI, de su Rincón de Poesía. 

Intervinieron: Juan A. Pellicer, María Ángeles Ibernón, Juan Tomás Frutos, Mª Cruz Agüera, Julia Moreno, Mª Ángeles Chico, Carlos Martínez Hernández, Alfonso Fructuoso, Mª Jesús Juan Meseguer, Mª Carmen Hernández Peñalver, María Sánchez García, Miguel Díaz y la propia coordinadora del acto, Paquita Martínez Merinos.


Se registraron también algunas actuaciones de troveros y artistas de la palabra de la comarca, que de manera entregada, improvisada y perfecta exhibieron su buen hacer y mejor actitud ante el mundo de las Letras, que se ven apoyadas, en una ocasión más, en el marco de las fiestas de este paraje tan entrañable como apegado a la cultura. ¡Gracias, Paquita!

Nos debemos todo

Nos queremos más y más.

...

Señalamos los anhelos esenciales.

...

Nos tildamos de presencias claras.

...

Podemos ser dichosos con querencias concentradas.

...

Nos sacrificamos con evaporaciones que están.

...

Nos debemos todo.

Juan T.

Llegamos

Corroboro las fortunas de ser.

...

Te entiendo completamente.

...

Nos juramos deseos.

...

Entregamos el mejor amor.

...

Nos subrayamos.

...

Tocamos.

...

Nos hemos sentido entre tesoros.

...

Nos conminamos.

..

Olvidamos lo crucial, pero llegamos.

Juan T.

Ya es

Salvamos la ida, que es vuelta.

...

Rescatamos formas.

...

Nos ilusionamos.

...

Los destacamos.

...

Todo llega.

...

Nos formamos desde la palabra.

...

Frecuentamos lo mejor.

...

Ya es.

Juan T.

lunes, 14 de julio de 2014

Ejercer las destrezas

Nos debemos a los universos que nos congratulan y nos conciertan con lo mejor de nosotros mismos. Hemos de ser en la negociación permanente.

Dibujemos el panorama que nos propone ansias de libertad. Pongamos manos a la obra para vivir, para extender las alas del anhelo básico.

Cuadremos las ganancias de la existencia con resortes transparentes con los que superar las nebulosas del destino. Imaginemos.

Rastreemos en los fines más limpios. Los elementos solventes nos han de dar las causas más singulares. La historia colectiva es un plano no estanco.

Serenemos las estadísticas, y confiemos en el destino, que ha de suponer todo lo mejor. Las destrezas están para ejercerlas. 

Juan TOMÁS FRUTOS.

Tendemos al abrazo

Subimos
a ese punto de la vida
que nos añade
consideraciones de paz,
entre concordias
que nos declararán un deseo mayor,
casi único, sensacional.
Nos debemos dar mucho cariño.

Nos emocionamos
con la voluntad de estar
donde las claridades son menores,
o puede que más altas,
con vínculos de puro amor.
Nos sobreponemos
de modo natural, sin conflictos.

Registramos un afán
de superación,
y nos enganchamos
a la misma emotividad
con brillos que sugieren
la resolución más linda
y hermosa, vibrante.

Tendemos al abrazo,
y eso, en sí, es bueno,
muy bueno.

Juan T.


Para recordar

Hemos de apuntar al deseo.

...

El corazón nos acerca el mejor plan.

...

Nos llamamos.

...

Somos muy amigos.

...

Olvidemos para recordar.

Juan T.

Procesos claros

Hemos de vernos mejor.

...

Vamos hacia el inicio mismo.

...

Nos consideramos.

...

Nos declaramos pacientes.

...

Nos hemos de señalar el mejor motivo.

...

Nos alargamos hacia el anhelo de libertad.

...

Ya es.

...

Nos aseguramos procesos claros.

Juan T.

Sepamos

Estamos en el mejor fin.

...

Nos vamos de camino al mar.

...

Nos hemos entendido muy bien.

...

Me encanta tu generosidad.

...

Nos apropiamos del deseo nuevo.

...

Sepamos.

Juan T.

Rastreamos

Nos manifestamos.

...

Queremos ser y vivir.

...

Nos encauzamos.

...

Pensemos en estar bien.

...

Gozamos.

...

Rastreamos.

Juan T.

Tranquilizamos el alma

Apareces.

...

Te entenderás bien.

...

Hemos progresado desde el anhelo de libertad.

...

Nos importamos de verdad.

...

Nos tomamos un poco de tiempo.

...

Tranquilizamos el alma.

...

Gracias por ser así.

Juan T.

Propuestas

Razones hay muchas.

...

Me sugieres vivencias.

...

Te tendré.

...

Me ofreces amor. Lo recojo.

...

Nos ponemos a avanzar.

...

Hemos digerido las diferencias, y ahora nos acercamos.

...

Nos proponemos más.

Juan T.

Más calidad

Veamos.

...

Nos aconsejamos bien.

...

Las tendencias nos aclaran mucho.

...

Hemos descubierto buenos planos.

...

Nos debemos el vivir.

...

Hemos sugerido realidades.

...

Tendremos más calidad.

Juan T.

domingo, 13 de julio de 2014

Las actuaciones más hermosas

Sanemos los corazones con actividades de recreo. Nos hemos de mostrar vivos con referencias cercanas. Sepamos el todo.

Nos hemos de encargar la mayor dicha. Las posturas serán plenas en el recorrido. Supongamos para mejor. Nos hemos de enterar bien.

Las premisas serán de gozo. Las implicaciones nos aproximarán a las verdades más tiernas. Nos debemos al universo más querido.

Volemos con las querencias que nos profesamos. Hemos de mirar todo lo lejos que podamos. Averigüemos los anhelos esenciales.

Las suposiciones se han de incrementar. Experimentemos las diversiones desde el raciocinio. Nos entregaremos a las actuaciones más hermosas.

Juan TOMÁS FRUTOS.

Para una eternidad

Mostramos amor,
y nos salvamos.

Nos queremos
como si fuera la primera vez
que descubrimos
la esperanza más fructífera.

Todo lo bueno ocurrirá
si nos movemos
desde el corazón honrado.

Nos estableceremos
con recuerdos singulares
que nos darán fuerzas
hasta el mismo inicio
de una era
en la que la felicidad
nos presidirá.

Mostramos amor.
Tenemos mucho:
creo que para una eternidad.

Juan T.


Hay

Nos haremos.

...

Admiro tu ser.

...

Nos acordamos.
...

Asombras.

...

Nos hacemos cargo.

...

Llegas.

...

Nos declaramos en paz.

...

Hay.

Juan T.

Plenitud

Respiramos.

...

Hemos tocado en el punto del deseo.

...

Aplaudimos las razones.

...

Reponemos el bien.

...

Estemos en el punto.

...

Idealizamos la realidad.

...

Nos consentimos.

...

Vivamos la plenitud.

Juan T.

Con sonrisas

Eres el viento para mi corazón.

...

Aclaro mis anhelos.

...

Te experimento a mi lado.

...

Las sonrisas nos hacen vivir la eternidad.

...

Estimo tus ansias.

...

Me propones más.

...

Nos cultivamos.

...

Hemos demorado el fin.

...

Nos respondemos con sonrisas.

Juan T.

No te demores

Te corrijo.

...

Me ofreces una ruta vital.

...

Nos conmovemos.

...

Hemos superado los hechizos.

...

Te adoro.

...

Me apasionas.

...

Cultivas lo mejor de mí.

...

Hemos insistido.

...

No te demores.

Juan T.

Eres

Mido tu ser.

...

Digamos.

...

Nos consolamos.

...

Los recuerdos albergan todo.

...

Hemos implementado los dones.

...

Eres.

Juan T.

sábado, 12 de julio de 2014

Nosotros, la medida

Estipulo deseos en estos amaneceres hermosos. Nos declaramos protagonistas anónimos, y nos sentimos contentos por ello.

Hemos personalizado los deberes, que asumimos como nuestros. Podremos con el destino, porque lo advertiremos como aliado.

Nos acercaremos a los rayos de un Sol que nos embriagará de amor. Será un aliado de las Lunas que nos regalan incursiones cariñosas.

La actitud es generosa. Es cuestión de tiempo, de poco, para que la fortuna nos calme. Si lo creemos, funcionará ya. No seamos más ambiciosos de la cuenta, que “el hambre que no tiene hartura no es hambre pura”.

Vayamos al punto de encuentro. Lo sabremos cuando lleguemos. No dejemos que nos trastornen las circunstancias que no comprendemos. Respondamos con cifras que han de recordar que la medida somos nosotros, hombres y mujeres, mujeres y hombres, seres humanos. Es sencillo. No admitamos clientelismos.


Juan TOMÁS FRUTOS.

Nos seguimos

Me sigues cada día
con tus actos,
desde los recovecos
de una emoción
que diferencia causas.

Estimulas las razones
de un ser
que se muestra encantado
por una felicidad superadora
de barreras y equívocos.

Eres ese contraste
que me anima
a una voluntad señera,
nueva, singular,
nada extraña,
colmada de un portentoso
ademán amoroso.

Veo cada día,
me digo, percibo,
que me sigues,
aunque debería reconocer
que en realidad soy yo
quien te sigue a ti.

Juan T.

Infinito

Nos sujetamos
a la vida
con el amor.

Es un salvavidas inestable,
único, que resuelve
y genera problemas
casi a la par.

Todo en la existencia
es cuestión de actitud.
La calidad y la cantidad
segregan resultados
que hemos de sujetar
con el cariño
para después liberarlos.

El mejor patrimonio
es la querencia,
que nos dignifica,
que nos hace bellos,
que nos suelta
por los parajes de la felicidad.

Todo es infinito
con esta perspectiva.

Juan T.

Besos para siempre

Hemos de continuar.

...

La vida es considerable.

...

Nos despejamos.

...

Hemos proseguido.

...

Nos alzamos con voces sencillas.

...

Te admiro y te entiendo.

...

Gracias por ser así.

...

Besos para siempre.

Juan T.